EL ‘PÚAS’ OLIVARES LLEGÓ A 75 Y SU LEGADO SIGUE CRECIENDO

Must read

Cuando Rubén ‘Púas’ Olivares, estaba cerca de disputar el título de los Gallos; en aquel tiempo había un solo campeón de la 118 libras, el australiano Lionel Rosse, parecía que todo México ya celebraba el probable triunfo del carismático peleador oriundo de la capital azteca. Y es que en esa época de grande Gallos mexicanos, Olivares tenia acostumbrada a la afición de su país a contar un nocaut en cada una de sus presentaciones. Pero el australiano Lionel Rosse no era ninguna ‘monjita de la caridad’ pues se trataba de un boxeador muy técnico y aguerrido capaz de haber destronado en el propio Japón a una leyenda como Masahiko ‘Fighting’ Harada y defender el título en el mismo Fórum de Los Ángeles ante el guerrero mexicano Jesús ‘Chucho’ Castillo.

Para el momento de la pelea titular contra el campeón australiano -22 de agosto de 1969- el ‘Púas’ contaba con apenas 22 años y presentaba un extraordinario récord de 52 victorias 51 de ellas por nocaut y 1 empate; la única victoria por decisión fue sobre Felipe González y el empate ante su paisano Germán Bastidas; pero había noqueado a hombres de la talla del italiano Salvatore Burrini, (ex Campeón Mundial y ex Campeón Olímpico), el japonés Takao Sakurai, Medallista de oro Tokio 1964 único boxeador japonés en lograrlo hasta ese momento, el noqueador mexicano Julio Guerrero, el contendiente mundial José Medel y el también guerrero azteca Octavio ‘Famoso’ Gómez. Olivares noqueó a Lionel Rosse para delicia de la afición mexicana en el quinto round, que veía retornar la corona de las 118 libras después de muchos años. Desde los tiempos de ‘Raton’ Macias y José Becerra.

De allí en adelante Olivares reinó 2 veces en los Gallos y 2 veces en los Plumas. En las 118 libras en su primer reinado -, lo defendió ante el inglés Alan Rudkin, derrotó a su paisano ‘Chucho’ Castillo por decisión cerrada el 18 de abril de 1970, pero en la revancha ‘Chucho’ lo venció por nocaut técnico en el round 14 debido al sangramiento de una herida, eso fue el 16 de 0ctubre de 1970. Vino una tercera el 2 de abril de 1971, y Olivares inclinó la balanza venciendo por Decisión Unánime. Defendió exitosamente ante el japonés Kazuyoshi
Kanazawa y el mexicano ‘Chucho’ Pimentel, para perderlo finalmente ante Rafael Herrera por nocaut en 7 asalto el 19 de marzo de 1972.

Subió a la División Pluma y allí se encontró con rivales duros como ‘El Coloradito’ López y el canadiense Arthur Hafey, pero conquistó la Corona de la División noqueando en el séptimo round al japonés Zenzuke Utagawa, por el título que dejó el panameño ‘Ñato’ Marcel, esa Corona la perdió por nocaut en 13 asaltos con el nicaragüense Alexis Arguello, en memorable pelea el 23 de noviembre de 1974 en el Fórum Inglewood de Los Ángeles. Recuperó el título esta vez del CMB noqueando a su archirrival Bobby Chacón en 2 asaltos. Pero lo perdió en su primera defensa con el africano David Kotey. Siguió en el boxeo varios años más pero no volvió hacer campeón, aunque disputó sin éxito el título Pluma AMB ante el Maestro panameño Eusebio Pedroza. Finalizo su carrera en el año 1988, efectuando peleas por las provincias mexicanas las cuales, no se sabe bien, si fueron oficiales o de exhibición.

 

Su récord finalmente quedo así; 89 victorias de las cuales 79 fueron por nocaut, 13 derrotas y 1 empate; es considerado por muchos como el mejor Peso Gallo de todos los tiempos. Hoy cuando cumple 75 años de edad, vive en la capital mexicana rodeado del cariño y la admiración de la afición boxística. Feliz cumpleaños ‘Púas’; salud, éxito y calidad de vida.

Ad

More articles

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

ad

Latest article