FDB plus

Georges St-Pierre vuelve por todo lo alto a la UFC

Con la cara cubierta en sangre y con todo en contra. Así los grandes campeones forjan sus leyendas. Georges St-Pierre ya lo era, pero en el UFC 217 lo ratificó al destronar de manera clara a Michael Bisping como campeón del peso medio. El canadiense dio una clase de como saber resistir y encontrar su momento. Y ahí, con el viento de cara, la calidad que siempre ha tenido volvió a relucir. Victoria contudente, por sumisión en el tercer asalto, y dudas despejadas. St-Pierre puede volver a marcar época, sólo él decidirá donde está su techo. Tras cuatro años regresó pletórico.

El aspirante estuvo mejor en el primer asalto, aunque ni él ni Bisping buscaron arriesgar demasiado. En el segundo round, Bisping fue creciendo poco a poco y conectó las manos más duras. Una derecha estalló a la perfección en el rostro de St-Pierre, el canadiense aguantó. La subida de peso no fue en su contra. Todo parecía favorable al campeón. Bisping había trabajado muy bien la pelea en el suelo y supo repeler los ataques de la leyenda. Su fuerte no lo era en el Madison Square Garden y lo descubrió en el tercer asalto en el que se fue con todo y acabó con un corte en la nariz y la cara ensangrentada.

Decidió cambiar de estrategia, no estaba cómodo. Capeó el temporal y entró en distancia, esquivó dos golpes y contragolpeó con una izquierda dura. Bisping se desplomó y St-Pierre se fue por él, pero de nuevo le repelió… o eso creía. St-Pierre le colocó para ganarle la espalda, lo hizo y con un Rear Naked Choke lo durmió. El título cambiaba de manos, tercera ocasión que ocurría en la velada. Ningún campeón pudo retener su corona. No fue noche de campeones. Sí de la leyenda, George St-Pierre.

Georges St-Pierre: “Este es un sueño hecho realidad. Agradezco todo el apoyo y todo lo que han hecho por mí. Sí me lastimó, pero conservé la calma. Esta no es mi división, lo hice por el reto, soy pequeño para la categoría. 

Las MMA se trata de demostrar siempre que eres el mejor y no de quien habla más. Bisping es un peleador increíble, es un gran ejemplo de trabajo duro y lo respeto mucho”. 

Michael Bisping: “Lo felicito, lo respeto. Quería dar un gran espectáculo y creo que no fallamos. Agradezco a todos los que me han apoyado. No me quiero retirar”.

Related posts

Floyd Mayweather escoge favorito entre Canelo-Golovkin y explica el motivo

Jermell Charlo quiere ser el rey absoluto de las 154

DEMETRIUS ANDRADE PODRÍA ENFRENTAR A CAMPEÓN MUNDIAL MEDIANO PRONTO