FDB plus

JAIME MUNGUÍA, FUTURO INCIERTO.

Anoche pudimos constatar cómo la ambición de algunos promotores y manejadores pueden tirar por la borda la carrera de una joven promesa. Jaime Munguía estuvo lejos de ser lo que mucha gente equivocadamente pensaba, pero el muchacho aún es muy joven y se le puede rescatar.

Lo que es imperdonable es como su promotor Fernando Beltrán estaba dispuesto por 250,000 dólares a arruinarle la carrera a este joven y a servirle de carne de cañón al depredador Golovkin, para cumplir su compromiso de Mayo. Bendita Comisión de Nevada.

Jaime Munguía aún no está listo para los grandes retos. De haber peleado anoche con un rival sino noqueador, al menos con una pegada respetable, la historia de Munguía se hubiera acabado anoche mismo.

Liam Smith es un buen peleador y un guerrero, pero carece de pegada y está lejos de ser un peleador de élite. Canelo Álvarez con un dedo de la mano fracturada desde el segundo round hizo lo que se tenía que hacer con un peleador así, cuando se supone que tú si eres un peleador de élite. Pero volvamos con Munguía.

El de Tijuana en este momento como diría Beristaín, es un diamante en bruto, pero más bruto que diamante. El muchacho tiene una virtud que Dios le dio, la pegada, pero en el boxeo eso no lo es todo.

Jaime tiene problemas serios con su defensa y en ese rubro es donde se tiene que trabajar con él.

Pero hay un problema, Munguía ya es campeón y tendrá que enfrentar a los de arriba o será calificado por la misma afición mexicana que es muy exigente como un peleador que evade rivales, por no llamarle de otra forma.

Munguía con lo que vimos anoche, en este momento perdería no solo con los campeones sino que hasta con otros peleadores de la división de las 154 que han mostrado pegada y mejores argumentos como, Sulecki que le hizo una gran pelea a Jacobs, también perdería contra Julian Williams, Trout, Lara y Brian Castaño.

A Jermell Charlo y a Jarrett Hurd que ni se atreva a mencionarlos en este momento.

Al tijuanense en este momento lo tendrían que enfrentar con rivales de poca pegada mientras le van mejorando su defensa, de otra manera en cualquier momento lo podríamos ver con las nalgas en la lona.

Los peleadores de poca pegada y récord muy decente dentro de la división que podría enfrentar serían el invicto Yakeshi Inoue con apellido rimbombante Japonés, el Ruso Konstantín Ponomarev con récord 34-1-0 quien perdió muy cerrado anoche en la función de Usyk vs Gassiev, también contra el ganador de Sam Egginton vs Brandon Cook quienes pelean el próximo sábado en la O2 Arena o también porqué no, contra el mismo Amir Khan.

Otro problema que tiene que enfrentar Munguía es, que debido a su tamaño, está con alfileres en las 154 libras y pensar en este momento en subir a las 160, sería un suicidio peor. Anoche subió según Julio César Chávez y Carlos Alberto el Zar Aguilar con 174 libras, así es que ese punto también es preocupante.

Pero no todo está perdido, el muchacho a los 21 es muy joven y con un manejo inteligente y sabiéndole acomodar peleas podría llegar a ser un orgullo del boxeo mexicano. Al tiempo.

Tengan un excelente domingo.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Aceptar Leer más