Carlos Teo Cruz, una leyenda dominicana que nunca será olvidado

Carlos Teófilo del Rosario Cruz nació el 4 de noviembre de 1937. Considerado por muchos fanáticos del boxeo dominicano como uno de los mejores boxeadores que ha nacido en este país, Cruz fue campeón de peso ligero del mundo desde 1968 hasta 1970.

CARRERA AMATEUR

Cruz afirmó que no se puso el primer par de guantes de boxeo, hasta su 20 cumpleaños. Luchó como un aficionado de 1957-1959, publicación de un registro de 14-3.

El padre de Cruz, Francisco Rosario Almonte fue un oficial del ejército dominicano. Cruz, conoció a su esposa, Mildred Ortiz en la ciudad de Río Piedras en Puerto Rico. Se casaron en 1961, cuando Ortiz tenía 14 años de edad. Cruz tuvo dos hijos, Carlos, Jr. (nacido en 1962), y Hermina (nacido en 1963).

CARRERA PROFESIONAL

Comenzó su carrera como boxeador profesional con una derrota, al ser vencido por decisión en ocho asaltos por Juan José Jiménez, el 23 de octubre de 1959 en Santo Domingo. Su primera victoria fue el 3 de diciembre de ese año, también en Santo Domingo, con una decisión unánime , a Rafael Acevedo.

Después de una victoria más en Santo Domingo, se trasladó a San Juan, Puerto Rico. Allí registró un récord de 7 victorias y 2 derrotas, antes de regresar a Santo Domingo en 1962.

De las 7 victorias en Puerto Rico en esa época, 5 fueron por nocaut. En su regreso a Santo Domingo, ganó por decisión sobre Acevedo en una pelea de revancha. Hacia el final de 1962, realizó una serie de peleas en los Estados Unidos, particularmente en Nueva York. Allí, ganó 5 veces antes de regresar a San Juan para otra pelea.

Pasó la primera mitad de 1964 en Australia, donde ganó 5 peleas y perdió una.

En Caracas, se enfrentó al campeón del mundo Carlos Morocho Hernandez. Fue noqueado en cuatro asaltos por Hernández. En la ciudad de Panamá, donde perdió por decisión de diez asaltos ante Julio Ruiz. Terminó su año venciendo a Marcos Morales en Santo Domingo.

En 1965, no perdió ninguna pelea. Luchó en St. Croix, en Mayagüez, en Caguas y en Londres, entre otros lugares. Ganó los diez combates de ese año.

Ganó 8 combates, perdió 1, y empató a 1 en 1966. Empató con Jaime Valladares, en Quito, y perdió ante Frankie Narváez en San Juan. Pero también venció al ex campeón mundial Bunny Grant. En 1967, vengó su derrota ante Narváez, y se fue invicto el resto del año, asegurando su posición como número uno del mundo entre los pesos ligeros del Challenger.

Cruz ganó tres peleas más al comenzar el 1968, y luego, el 29 de junio en Santo Domingo, se le dio su primera oportunidad de una pelea por un título mundial. Se convirtió en campeón de peso ligero del mundo cuando derrotó a Carlos Ortiz por decisión en quince rounds.

Defendió el título mundial ganando por decisión a Mando Ramos en Los Ángeles y, a continuación, cerró el año ganando un tercer combate por el título en Tokio, también por decisión.

Luego vino la revancha entre Cruz y Ramos, la cual se celebró en Los Ángeles. La segunda vez, Ramos se convirtió en campeón de peso ligero del mundo al derrotar a Cruz, con un certero golpe en el noveno asalto. Cruz ganó sus siguientes tres combates en 1969.

El 17 de enero de 1970, Cruz ganó lo que resultó ser, por desgracia, su última pelea. Venció a Benito Juárez, en San Juan por decisión y luego regresó a Santo Domingo.

El 15 de febrero de 1970, cuando volaba de regreso a San Juan junto a su familia para la revancha con Ortiz, el avión de Dominicana de Aviación, DC-9 se estrelló en las aguas del Caribe, poco después de despegar, matando a Cruz, su esposa y sus dos hijos, así como al resto de los pasajeros, entre los que también se encontraban una gran parte del equipo nacional de voleibol femenino de Puerto Rico.

Cruz tenía un registro de 66 victorias, 6 derrotas y 2 empates como un boxeador profesional, 34 victorias por nocaut.

Día del desastre del avión

El avión salía para un vuelo corto de solo 45 minutos hacia el aeropuerto internacional Luis Muñoz Marín International en San Juan , Puerto Rico. Este despegó del Aeropuerto Internacional de Las Américas en Punta Caucedo, cerca de Santo Domingo, a las 6:30 pm de la tarde.

Todos los 97 pasajeros y los cinco tripulantes murieron en el accidente aéreo en el Mar Caribe, para un total de 102 fallecidos.

La aerolínea fue objeto de un exhaustivo escrutinio después de esta tragedia, ya que un DC-3 Dominicana en un vuelo doméstico también se estrelló sólo tres días antes, matando a los doce pasajeros a bordo. El avión utilizado para el vuelo Dominicana a San Juan el 15 de febrero de 1970 era casi completamente nuevo, después de haber sido entregados a la compañía aérea de la factoría de McDonnell Douglas en 1969. tenía menos de 300 horas de vuelo. El registro del avión fue la # HI-177.

Dos minutos después del despegue, perdió poder el motor derecho. Los pilotos trataron de dar la vuelta, pidiendo a la torre del Aeropuerto Las Américas de control , autorización para un aterrizaje de emergencia, pero, durante el giro, el motor izquierdo también perdió poder y, debido a que la aeronave se encontraba en una vuelta por el movimiento cuando el motor izquierdo falló , el avión cayó en el mar.

Para la FAA y las autoridades de aviación dominicanas, parecía bastante extraño que un fallo de motor dual se produciría en los aviones nuevos, y la investigación posterior demostró que el avión había sido llenado con combustible contaminado, lo que provocó fallos ambos motores.

Referencias
Ring Magazine, noviembre de 1971

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *